Noticias


Editorial: Gracias Charly


Artículo de la sección Editorial que saldrá publicado mañana en la revista MI RACING

A principios de esta semana recibí una llamada de mi amigo y presidente de mi peña, Charly. Una llamada en la que me descubre su intención, su ilusión y su osadía para poner en marcha el fletar un autobús para acompañar y animar al Racing en su desplazamiento a Algeciras. En esa llamada me pide ayuda para poner todo en marcha y me pide que entre los dos impliquemos a nuestros compañeros de la peña en este proyecto. Además, me dice que pretende que avisemos y llamemos a todos los racinguistas que pensemos que podrían tener intención de apuntarse al viaje y animar a nuestro Racing.

Su entusiasmo no me dejó lugar a la duda y me contagié de inmediato. Sin demora comenzamos a apuntar nombres, a pensar en hablar con unos y con otros con la fe y la convicción de que ese autobús sería el plus necesario para que nuestros jugadores dieran el golpe definitivo en Algeciras y se trajeran los 3 puntos que nos dejen, si no definitivamente, al menos muy cerca de la salvación.

Mis circunstancias laborales no me permitían esta semana grandes florituras y, aunque cada día estuvimos en contacto e intercambiamos ideas, ganas y charlas racinguistas, tengo que reconocer que el artífice y verdadero "culpable" de este acto tan racinguista como es el currarse un autobus para que al Racing no le falten los ánimos, los apoyos y las gargantas que lo empujen, es mi amigo Carlos Bermudez "Charly".

Quizás la mayoría no se pueda imaginar el trabajo que supone hacer lo que ha hecho Charly durante esta semana pero realmente es grande, muy grande y su sacrificio por este club merece como mínimo que sus amigos reconozcamos su valía. Charly ha terminado su jornada laboral y, en vez de irse a casa, ha llamado desde su teléfono móvil particular, con el gasto que eso supone para el bolsillo de un trabajador, a cada persona relacionada con el Racing que conoce. A muchas ha ido a visitarlas, intentando convencerlas de la necesidad de apoyo que tiene nuestro equipo en un momento tan difícil. Ha estado en permanente contacto con varios periodistas pidiendoles la máxima difusión del tema en sus medios de comunicación y explicándoles el fin que perseguíamos. Cuando alguien le ha confirmado que se apuntaba al viaje, iba y le acercaba los tickets personalmente, animándoles a arrimar el hombro por la causa. Se ha pasado cada tarde de la semana por el José del Cuvillo, buscando que le dijeran "Charly, apúntame al bus de los Pieles Rojas", aunque me consta que Charly siempre ha aclarado que es un bus para apoyar al Racing, no es un bus de los Pieles Rojas.

Cada día comentabamos la falta de implicación, la falta de ayuda, el pasotismo de nuestros hermanos racinguistas. Ni por parte de la directiva, ni de otras peñas, ni los partidos políticos, ni ningún otro colectivo que no fuera la peña Pieles Rojas se mostraba respaldo al proyecto. Pero aún así el incansable Charly siguió insistiendo con su móvil en una mano y su talonario de tickets en la otra. Si le decían que no tenían con quien dejar al niño, Charly les decía que no se preocupasen, que el niño viajaba gratis. Si le decían que no estaban seguros, Charly les decía que les guardaba el ticket hasta el último momento. Si le decian que... le dijeran lo que le dijeran nadie pudo tumbarlo y el viaje se realiza sí o sí, por obra y gracia de nuestro presi "Charly".

Por desgracia, este que escribe tiene un compromiso familiar importante e ineludible y no me es posible formar parte de ese bus de ilusionados racinguistas que van a llevar en volandas a su Racing para que éste se salve y siga formando parte de nuestras vidas. Pero me quedo en tierra totalmente ilusionado y orgulloso de mis amigos y en especial de mi amigo Charly. Una persona que dice lo que piensa pero no solo lo malo puesto que le falta el tiempo para enaltecer cualquier buena acción que ve en los demás. Y esta vez creo que es justo y necesario reconocer el impresionante trabajo que ha hecho y el ejemplo para tantos que ha puesto sobre la mesa. Y encima tenemos la suerte de tenerlo dirigiendo nuestra peña. Para mí es un racinguista con mayúsculas al que muchos temen porque por su club es capaz de poner las cartas bocaarriba en cualquier momento. Porque es un RACINGUISTA con mayúsculas.

Gracias por hacer realidad este proyecto, Carlos, y por seguir aportando tanto y tanto como aportas a este club, aunque muchas veces caiga en saco roto. ¡¡¡Gracias crack!!!


Francisco López Doello


« Volver a lista de noticias