Noticias


Estrechando lazos


Convivencia entre 3 peñas de diferentes equipos en el Cuvillo, organizado por la peña Pieles Rojas

El pasado domingo 3 de Abril, el calendario de la peña Racinguista Pieles Rojas estaba señalado en mayúsculas con una A bien grande. Una A de Amistad pues nuestro Racing recibía en el Cuvillo al At. Sanluqueño y nosotros recibíamos a nuestra peña hermana, la Marea Verde. En esta ocasión quisimos innovar un poco más y, ampliando la frontera de la confraternización entre equipos hermanos y vecinos, decidimos invitar al acto a nuestra otra peña hermana, la peña isleña Pasión Azulina. La idea no era otra que aprovechar el acto para conocernos mejor con nuestros amigos isleños y, de paso, provocar el encuentro entre las dos peñas que actualmente están hermanadas con nosotros; es decir, Marea Verde y Pasión Azulina. El acto prometía ser algo novedoso y atractivo.

Hace unas semanas nos propusimos diseñar el acto y para ello, nuestro incansable relaciones públicas, Juan Sánchez, hizo un grupo de trabajo con Marco, Rubén y Bigote. Cuando tuvieron por escrito su idea, reunieron a la junta directiva y se comentó todo: gastos, trabajos, personas para cada cosa, quien habla con la directiva, la plancha, la bombona, cubos para bebida, compras, qué comida prepara cada uno, etc. Todos fuimos aportando ideas y sobre la marcha se iba decidiendo y aclarando el panorama de qué hacer y comprar, a quién íbamos a invitar y quien se encargaría de cada cosa. De esa reunión ya salimos algo nerviosos, impacientes porque llegara el día de hacer realidad todo eso que habíamos escrito en cuatro papeles. Yo iba percibiendo en los foros, a través de las opiniones de los amigos sanluqueños y cañaillas, que la inquietud y la impaciencia no solo eran cosa nuestra sino que los 3 grupos contábamos los días para disfrutar de ese encuentro que tanto nos apetecía.

Al fin llegó el domingo y la primera impresión fue un poco angustiosa pues la mañana amaneció encapotada y al rato ya estaba lloviendo. Nos llamamos por teléfono y fui tranquilizando a los compañeros: "Está todo previsto, la directiva a través de Ignacio Corzo nos ha dado permiso para hacer la convivencia en los bajos de tribuna en caso de lluvia". Por cierto, aprovecho para dar las gracias públicamente a la directiva Racinguista y a la persona de Ignacio Corzo por su predisposición para poder realizar el acto pues sin su consentimiento nada de esto hubiera sido posible.

Comenzamos a llevarlo todo al Cuvillo y a preparar mesas, manteles, plancha, hielo, cubos, vasos, sillas, etc. Pepe y Merchi se levantaron temprano para comprar los chicharrones. Acababan de dar la una en el reloj cuando aparecen los colegas de Pasión Azulina y seguidamente los de Marea Verde. De lujo. Llegan con las parientas y los niños y dispuestos a pasar un buen rato. Nos presentamos, nos abrazamos con los amigos de más tiempo y las caras sonrientes marcaban el comienzo de una velada inolvidable. Tras las presentaciones… ¿para que vamos a esperar más si ya está todo preparado?... todo el mundo al ataque: "Javi, dile a tus compañeros y compañeras isleños que esto es auto-servicio así que, o se acercan a las bebidas y las comidas ó éstas no se acercarán a vosotros. Monge, te digo lo mismo que a Javi, avisa a los sanluqueños que aquí todo es de todos y a comer y a beber."

A partir de ahí lo normal era ver en una mesa a 4 miembros de Pasión Azulina y 3 de Pieles Rojas, ó a 2 de Marea Verde y 1 de Pasión Azulina, ó grupos con gente de las 3 peñas… y las conversaciones… play off, play off, play off… dirigentes, dirigentes, dirigentes… jugadores, jugadores, jugadores… ya luego nos fuimos centrando en contarnos la historia de nuestras respectivas peñas, cuantos somos, como fue que nos hicimos peña, que actos importantes tenemos… y por último fuimos entrando en lo personal, cada uno contando un poco en qué trabaja, a que se dedica su novia o su mujer, si los niños juegan al fútbol, donde vivimos, etc.

Llevabamos bastante rato comiendo y bebiendo y Er Celu de Sanlúcar me dice: "Paco, una foto pa nosotros pisha". Y le digo: "vale, pero primero una foto de todos pa la posteridad, las tres peñas juntas", y me voy junto a la pancarta de la peña y pido a todo el mundo que se acerque para la foto global. Tras ella se hizo un amago de entrega de regalos pero lo frenamos porque se iba a seguir comiendo y bebiendo y los regalos los dejaríamos para más tarde, para cuando cortáramos la tarta con las tres banderas, que sería el colofón al acto.

Los platos de costillitas y de filetitos iban llenos y venían vacíos. "Killo, deja de hablar y come cojones, y dejame comer a mi también!!!". La lluvia había parado y los niños jugaban en el césped al balón con la vigilancia de algunos. Manoli había preparado un rebujito que se nos hizo poco. El Bigote había metido las cervezas en el fondo del bombo que luego llenamos de hielo y agua y no había quien fuera capaz de aguantar el frío metiendo la mano hasta el hombro para cogerlas. "Bigote meteté, Bigote meteté, Bigote metetéeeee". La abuela estaba pendiente a que todo el mundo comiera. Vero y su hermana se hartaron de cortar pan y Jose nos dejó flipados a todos con las 3 banderitas de la tarta.

2ª Parte

Francisco López


« Volver a lista de noticias