Noticias


¿Se puede? Adelante


Análisis de la temporada a falta de 13 jornadas para su conclusión

La convulsa y extraña situación que se ha vivido este año con la marcha de jugadores (José Carlos, Dani Cadena, Kike, Carli y Juanma) ha sido clave para llegar a esta situación actual tan incómoda en la tabla, segundo por la cola, tan solo por delante del Murallas de Ceuta, precisamente el equipo contra el que nos jugamos hace dos años la salvación y que finalmente obtuvimos tras el triunfo en el último partido en el José del Cuvillo ante el Puerto Real por 1-0. Sin embargo, el cambio de sistema impuesto por el mister más las incorporaciones de Bajic en el centro de la defensa, Juan Piñero (hermano de Alberto) en el lateral, Chico en el centro del campo y Benítez y Borja Peinado en la mediapunta, parecen haber paliado esa falta de efectivos y haber aportado esa sensación que necesitaba el equipo para salir del estado "depresivo" en que venía alojándose.

A falta de 13 jornadas para el final de liga, el equipo Racinguista se encuentra en uno de los mejores momentos anímicos de la temporada a pesar de ir penúltimo en la tabla. Haciendo un pequeño estudio de lo que han sido estas 25 jornadas, podemos dividirlo en 3 etapas diferenciadas:

En la primera nos encontramos un Racing con una dinámica positiva que le lleva a estar invicto las 5 primeras jornadas, aprovechando la inercia con la que se acabó la temporada anterior. En esas 5 jornadas empató en el Cuvillo ante Huelva B y Sevilla C y ganó al San Roque. Fuera empató ante Alcalá y venció al Coria, con un total de 10 goles a favor y 7 en contra, con un total de 9 puntos sobre 15 posibles.

La segunda comienza en la jornada 6 y durante las siguientes 13 jornadas tan solo consigue 6 puntos de 39 posibles. Venció al At. Antoniano, empató ante Mairena, Murallas y Arcos. Las derrotas llegaron con Ayamonte, Peña Rociera, Pozoblanco, Córdoba B, Marinaleda, Algeciras, At. Sanluqueño, Conil y Cádiz B. La diferencia de goles deja al descubierto el problema: 10 goles a favor por 26 en contra. Precisamente en las derrotas ante Conil (4-1) y Cádiz B (2-4 en casa) el equipo tocó fondo y fue el punto de inflexión necesario para dar la vuelta a la tortilla. A partir de ahí el equipo comienza a recuperar juego y sensaciones. David Galisteo da con la tecla y el cambio de sistema de juego da una mayor seguridad defensiva, clave para resurgir.

En el siguiente partido, ante el San Fernando, comienza la tercera de las etapas. El balance de resultados del equipo desde entonces es de 2 victorias (Sevilla C y Ayamonte), 3 empates (San Fernando, Huelva B y Coria) y 2 derrotas (Alcalá y San Roque), ó lo que es lo mismo 9 puntos. En esos 7 partidos marca 9 goles y recibe 8. Un dato muy importante a tener en cuenta es que si el equipo hubiera tenido esa dinámica desde el inicio de temporada actualmente tendría 32 puntos y estaría alojado cómodamente en la 10ª posición, algo mucho más acorde a la realidad de la plantilla que existe. Cuanto nos hemos acordado de los puntos dejados en Ayamonte (el equipo local logra el 2-1 en el minuto 92), Arcos (el gol del empate lo marca el Arcos en el minuto 88), Marinaleda (0-1 con un solo disparo a puerta del Marinaleda en los 90 minutos) y Peña Rociera (1-2 pese a que en el minuto 87 ganaba el Racing 1-0). Así, 1 punto perdido ante el Ayamonte, 2 contra el Arcos, 1 contra el Marinaleda y 3 ante la Peña Rociera, suponen una falta de 7 puntos en el casillero del equipo, que son los que faltan para no estar alojados en esa penultima posición.

Ahora llega una salida a Mairena complicada en la que, si bien no se pueden despreciar los puntos y hay que ir a por todas, es solo la antesala de "nuestra liga" que llegará a continuación. En los siguientes partidos recibiremos en casa a Murallas (20º), Pozoblanco (11º a 5 puntos), Antoniano (10º a 7 puntos) y Córdoba B (15º a 2 puntos) y visitaremos a la Peña Rociera (14º a 3 puntos), Arcos (12º a 4 puntos) y Marinaleda (18º a 1 punto).

Luego, tras los partidos ante Algeciras y At. Sanluqueño, rivales que no son de nuestra liga, recibiremos a Conil (16º a 2 puntos) y visitaremos el Rosal para jugar ante el Cádiz B (17º a 1 punto). Esperemos que para esa fecha todo esté resuelto y el Racing no se juegue nada en el último partido, que será en casa ante el San Fernando, que, evidentemente, tampoco es rival de "nuestra" liga. Por tanto llegamos a un momento apasionante y decisorio en el devenir de nuestro Racing. Llega la hora de la verdad y el equipo está mental y físicamente preparado. Una pizca de suerte, esa que nos abandonó y que parece que vuelve a estar cerca del equipo, unido a todo lo anterior, nos llevará a salvar la categoría, objetivo que realmente está al alcance del Racing Club Portuense.

Francisco López Doello


« Volver a lista de noticias