Noticias


Cumpleaños Infeliz


El Racing Club Portuense cae derrotado el día de su 85º aniversario

San Juan de Aznalfarache fue mal sitio para celebrar, la derrota encajada así lo atestigua, si bien fue por la mínima, el hecho caer ante un rival de menor entidad hace la derrota más dolorosa.

Determinado el final del partido llegan las horas de las excusas, podríamos estar sugiriendo motivos muy variados para justificar la derrota racinguista ante el CMD San Juan pero no nos resarciría de los tres puntos tirados a la basura ni del mal partido firmado por los nuestros. La historia se repite, primero fue en el José del Cuvillo y ahora en el Primero de Mayo, el Racing vuelve a perder, ante un rival inferior, dicho sea con todos los respetos, pero que ni sobre el papel ni sobre el césped fue rival a temer.

El partido comenzó algo loco, inestable, hasta que con el transcurso de los minutos la lógica cayó por su propio peso siendo el Racing Portuense quien se hiciera con el dominio del balón y con el protagonismo de las principales acciones de peligro. Primero por medio de Elías Calatayud, en el minuto 20, que termina enviando alto, dos minutos más tarde es el capitán racinguista Diego Galiano el que de cabeza está a punto de inaugurar el marcador. La superioridad portuense es más que notable pese a la presión a la que les someten los sanjuaneros. La falta de resolución arriba trasmite cierta confianza a los locales que se atreven a usar el balón con fines ofensivos aunque con poca idea. En el minuto 36 se produce la jugada del partido, Manzano derriba a un jugador rival dentro del área por lo que el colegiado onubense no puede más que señalar con justicia el punto de penalti, Juan Carlos se encarga de lanzarlo y de convertirlo en el 1-0, Manzano por su parte vio la tarjeta amarilla.
La reacción racinguista no llegó, si el descanso del partido.

Con la reanudación, el Racing demostró otro ímpetu, otras ganas, buscando en sus acciones a jugadores más incisivos como Juanmi o Pedrito pero los frutos seguían siendo los mismos que en la primera parte. El San Juan también quiere soltarse la melena y encuentra en Rubén su resquicio de esperanza para matar un partido que nunca pensaron ganar. Rubén batallador y con buen toque se convierte por momentos en el referente sanjuanero, aunque no fue demasiado definitorio. La escasez de calidad y capacidad local otorga más si cabe el balón y las posibilidades a los racinguistas que ni así logran trenzar una jugada de claro peligro. A balón parado se producen la mayoría de las ocasiones pero todas infructuosas.
Ambos técnicos proceden a dar movimientos a sus banquillos. En lo concerniente al conjunto rojiblanco, Mere dio entrada a Sergio Beato que reaparecía tras jornadas sin jugar, así como a Zarzuela y Fernando Navarro quien llegó a ocupar la punta de ataque racinguista. Los cambios dieron frescura pero no se tradujeron en gol ni en casi.
Los minutos finales fueron calamitosos, de una parte los jugadores locales defendiendo el resultado y de otra los visitantes, en un querer y no poder al que el árbitro puso fin con su silbato, señalando el final del partido.

De esta forma, el Racing Portuense pierde tres puntos con los que ya contaba. Caer ante un rival llamado a sufrir y luchar por la permanencia no resulta muy esperanzador aunque si bien, aún quedan jornadas por delante, palos como el de hoy duelen sobremanera, más si cabe siendo el día en el que el Racing Club Portuense celebra su 85º aniversario.

Ficha técnica

CMD San Juan: Guille, Lolo, Navarro, Juan Carlos, De la Fuente, Israel, Mariano, Romero, Dani Baraldes, Rubén y Vega.

RC Portuense: Ismael, Capi, Galiano, Raúl López, Pedrito, Manzano, Silveira, Matallanas, Elías, Rafi Cruz y Juanmi.

Árbitro: Francisco Calzada Romero, regular. Sacó tarjeta amarilla a los locales Leo e Israel y a los visitantes Galiano, Manzano y Pedrito.


Álvaro Guerrero


« Volver a lista de noticias